¿NO DESCANSAS LO SUFICIENTE?

TIPS PARA LOGRARLO

 

 

¿Cuál es la mejor forma de conseguir suficiente descanso?

Convenientemente o no, es un hecho biológico. Los adultos necesitan dormir entre siete y nueve horas cada noche. El problema es que más de un tercio de nosotros falla en el intento diariamente, de acuerdo al CDC. No sólo es cuestión de sentirse cansado al día siguiente, sino que, a la larga, privarte del sueño puede contribuir a la depresión, obesidad, diabetes, embolias, ataques al corazón, Alzheimer y cáncer.

La epidemia de la pérdida silenciosa del sueño es el mayor reto de salud pública que enfrentamos en el siglo XXI en naciones desarrolladas”, dice Matthew Walker de la Universidad de California, Berkeley, en su libro Why We Sleep. “Científicos como yo hemos incluso presionado a los doctores para que comiencen a “recetar” sueño”.

Resultado de imagen para horarios para dormir

El mejor consejo de Walker para una prescripción exitosa, es adherirse a un horario. El cuerpo rejuvenece naturalmente a un ritmo regular de soñar-despertar, y una hora fija de acostarse reducirá la tentación de pasar el tiempo de otras formas.

Cuando sea posible, también recomienda evitar medicamentos que puedan conflictuar la receta del sueño, como algunos para el corazón, la presión, o el asma, además de ciertos remedios para los resfriados, la tos y las alergias. Hay alternativas disponibles para muchas de estas medicinas, así que, si te está costando dormir, habla con tu médico.

¿Puedo vencer el insomnio crónico para siempre?

Resultado de imagen para insomnio cronico

Hay un montón de razones diferentes por las que puedes estar teniendo problemas para dormir de vez en cuando. Pero el insomnio duradero regularmente se reduce a malos hábitos, creencias equivocadas, o patrones de pensamientos innecesarios, todo lo cual puede ser abordado con terapia cognitiva conductual (TCC).

“Para empezar, las personas normalmente piensan “No seré capaz de funcionar si no tengo una buena noche de sueño”, o “Las dificultades que tengo para dormir son el resultado de un problema químico en mi cerebro, por lo tanto, no puedo arreglarlo”, dice Tanja van der Zweerde, psicóloga en Vrije Universiteit Amsterdam. Preocupaciones como estas pueden transformar lo que de otra forma hubiera sido una o dos noches difíciles, en un círculo vicioso de ojos rojos.

TCC para el insomnio, o TCC-I, te ayuda a identificar y direccionar las raíces del problema. Dependiendo de lo que sea, puede involucrar entrenamiento de relajación, redefinir tu estilo de vida, o incluso (paradójicamente) aprender a soltar y dejar de intentar con tanta intensidad dormir. Porque TCC-I a comprobado ser altamente efectivo, y porque no carga con los riesgos de los efectos secundarios de las píldoras, es recomendado como la primera línea de tratamiento para aquellos con problemas de sueño crónicos.

Van der Zweerde y sus colegas actualmente están probando iSleep, una de muchas versiones en línea que son menos costosas que las citas con el terapeuta.

¿Cuál es la mejor forma de compartir la cama?

Resultado de imagen para pareja durmiendo

Cuando se trata de dormir, hay pros y contras sobre tener un compañero de cama. Dados los problemas comunes como roncar, girarse, y acaparar las sábanas, dormir sólo generalmente dará mejores resultados cuando la calidad de sueño es medida con criterio objetivo, como la onda lenta de sueño que logras que además es la clave para la consolidación de la memoria.

Pero, por otro lado, las personas tienden a sentirse más satisfechas subjetivamente al cerrar los ojos cuando están abrazados o cerca de su pareja amorosa, esto libera oxitócica, una hormona de bienestar que reduce el estrés y refuerza los lazos de ambos.

Para cosechar beneficios minimizando los inconvenientes, asegúrate que tu colchón sea lo suficientemente amplio para los dos, y si los movimientos de tu pareja son un problema, opta por una almohada de espuma entre ambos; será menos probable que sientas cada giro.

También, intenta trabajar en tu relación. Un mal descanso está relacionado con una baja satisfacción en la relación y viceversa. Es una ecuación que puede ser resuelta de los dos lados.